PUNTO DE ACUERDO PARAEXHORTAR AL INSTITUTO MEXICANO DE LA JUVENTUD A QUE,EN EL MARCO DE SUS ATRIBUCIONES, SEA PARTÍCIPE ENLA DEFINICIÓN E INSTRUMENTACIÓN DE LOS PROGRAMAS Y ACCIONES QUE EL GOBIERNO MEXICANO EMPRENDA EN MATERIA DE MIGRACIÓN EN  EL CASO DE LAS PERSONAS JÓVENES.

Ricardo Mejía Berdeja y Ricardo Monreal Ávila diputados integrantes de la LXII Legislatura del Congreso de la Unióny del Grupo Parlamentario de Movimiento Ciudadano, con fundamento en lo dispuesto por los artículos 6, fracción I y 79, numeral 2, fracción II del Reglamento de la Cámara de Diputados, presentan ante la Comisión Permanente del Congreso de la Unión elpresente Punto de Acuerdo conforme a la siguiente.

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

En días recientes se dio a conocer por parte del Embajador Earl Anthony Wayne, que del 1° de octubre de 2013 al 15 de junio del presente año, han sido aprendidos 52 mil migrantes menores de edad (no acompañados) por parte de los agentes de procuración de justicia estadounidense.

“En un pronunciamiento oficial, firmado por el embajador, Wayne exhibió que las cifras registradas representan casi el doble de los menores que entraron sin compañía durante todo el año pasado y los números van a la alza”.

Como es conocido, México juega un papel trascendental en cuanto a la migración se refiere, esto por su cercanía con Estados Unidos y ser el país de tránsito de las personas provenientes de otros países, sobre todo de América Latina; al respecto:

La subsecretaría de Población, Migración y Asuntos Religiosos de la Secretaría de Gobernación, Paloma Guillén, alertó que ha crecido el número de niños migrantes no acompañados en el país, al destacar que en lo que va del año se tiene conocimiento de 9,622 menores indocumentados que transitan por México para llegar a Estados Unidos, cuando en el 2013 la cifra anual fue de 9,724.

Al cierre del 2014 el país podría tener 16,000 infantes, sobre todo centroamericanos, que buscan llegar a Estados Unidos sin papeles y sin padres o tutores.

Cabe decir que “la migración como fenómeno en la relación bilateral México-Estados Unidos, se asienta bajo la premisa de la necesidad de mano de obra ofrecida por mexicanos, y a nivel internacional, la existencia de un mercado de fuerza de trabajo de asimetrías de poder, misma que se produce cuando los migrantes, son un grupo vulnerable y explotable […] anualmente 500 mil mexicanos migran hacia Estados Unidos, el 72% de ellos son jóvenes menores a 29 años, esto es 7 de cada 10.”

Al respecto, se debe hacer mención que “una de las características de la migración mexicana hacia el vecino país del norte, en las últimas fechas, es que a diferencia de lo que ocurría en las décadas de los 70 y todavía en los 80, la población que está decidiendo marcharse es la más joven”.

Por citar un ejemplo, en el documento titulado “México ante los recientes desafíos de la migración internacional” elaborado por el Consejo Nacional de Población (Conapo),se señala que en Estados Unidos la población de jóvenes migrantes de origen mexicano ascendió de 2.5 millones en 1996 a 3.6 millones en 2006, de los cuales  el 52% correspondía  a jóvenes entre 24 y 29 años de edad; el 35% al sector entre 18 y 23 años; mientras que el resto atañía a jóvenes de 12 a 17 años.

Esta magnitud sitúa a la población joven de origen mexicano como la más numerosa entre las poblaciones migrantes jóvenes en aquel país, pues, de acuerdo con los datos del Buró del Censo de Estados Unidos, este grupo representa 34% del total de la población emigrada en el segmento de edad señalado.

En el mismo sentido, según la Encuesta Nacional sobre Discriminación en México (ENADIS), señala que:

La cifra de desempleo para jóvenes es mucho más alta que en los adultos de más de 30 años, en jóvenes, es del 8.7%, mientras que en el segundo grupo sólo es de 3.7%. Actualmente 7.2% de los jóvenes con educación superior está desempleado, y del total de 2.6 millones de mexicanos desempleados, el 56% son jóvenes menores de 30 años.

De esta manera, la migración de personas y en este caso específico, de jóvenes, resulta una consecuencia de la ineficacia del Estado para garantizar el pleno desarrollo de sus habitantes, en el marco de lo establecido en sus constituciones y en los diversos tratados internacionales.

A esto se suma el panorama de violencia, inseguridad y discriminación que viven quienes migran, al respecto los jóvenes migrantes se enfrentan a condiciones adversas, pues son mucho más propensos que los adultos, a sufrir abusos, explotación, trata de personas, poco reconocimiento social, bajos salarios, falta de servicios básicos, y discriminación.

Este sombrío panorama generó que el pasado viernes 27, funcionarios de Estados Unidos, Canadá, El Salvador, Guatemala, Nicaragua, Honduras y México firmaran una declaración de manera conjunta en miras de buscar las soluciones para atender esta problemática, sobre todo la de niños y jóvenes.

En dicho tenor, consideramos que el Instituto Mexicano de la Juventud (IMJUVE), al tener como uno de sus objetivos esenciales

Promover y fomentar las condiciones que aseguren a la juventud un desarrollo pleno e integral, en condiciones de igualdad y no discriminación de conformidad con lo establecido en la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, ordenamientos legales y Tratados Internacionales suscritos por el Estado mexicano.

Y toda vez que busca “actuar como órgano de consulta y asesoría de las dependencias y entidades de la Administración Pública Federal, así como de las autoridades estatales, municipales, y de los sectores social y privado cuando así lo requieran”; el IMJUVE debe ser partícipe de los programas y acciones que el Gobierno Federal emprenda para la atención al creciente número de casos de migrantes jóvenes, con la finalidad de“mejorar el nivel de vida de la juventud, así como sus expectativas sociales, económicas, culturales y derechos”.

Por tales razones y, comprendiendo que la migración es una problemática multicausal, a la par de buscar que los derechos humanos de las personas jóvenes sean plenamente garantizados por el Estado mexicano, presentamos a esta Asamblea, el siguiente resolutivo con

PUNTO DE ACUERDO

ÚNICO.- La Comisión Permanente del H. Congreso de la Unión exhorta al Instituto Mexicano de la Juventud a que, en el marco de sus atribuciones, sea partícipe en la definición e instrumentación de los programas y acciones que el Gobierno Mexicano emprenda en materia de migraciónde las personas jóvenes.

Dado en el Senado de la República a los 3 días del mes de julio de 2014.