INICIATIVA CON PROYECTO DE DECRETO POR EL QUE SE ADICIONA LA FRACCIÓN VI AL ARTÍCULO 19 DE LA LEY GENERAL PARA LA INCLUSIÓN DE LAS PERSONAS CON DISCAPACIDAD.

 

El proponente RICARDO MEJÍA BERDEJA y el suscrito RICARDO MONREAL ÁVILA, diputados integrantes del Grupo Parlamentario de Movimiento Ciudadano, de conformidad con lo dispuesto en los artículos 71, fracción II; y 55 del Reglamento para el Gobierno Interior del Congreso General de los Estados Unidos Mexicanos, someten a consideración del pleno, la siguiente INICIATIVA CON PROYECTO DE DECRETO POR EL QUE SE ADICIONA LA FRACCIÓN VI AL ARTÍCULO 19 DE LA LEY GENERAL PARA LA INCLUSIÓN DE LAS PERSONAS CON DISCAPACIDAD, al tenor del siguiente:

 

 

Planteamiento del problema

 

La Organización Mundial de la Salud (OMS), define a la discapacidad como  “cualquier restricción o impedimento de la capacidad de realizar una actividad en la forma o dentro del margen que se considera normal para el ser humano. La discapacidad se caracteriza por excesos o insuficiencias en el desempeño de una actividad rutinaria normal, los cuales pueden ser temporales o permanentes, reversibles o surgir como consecuencia directa de la deficiencia o como una respuesta del propio individuo, sobre todo la psicológica, a deficiencias físicas, sensoriales o de otro tipo”.

A nivel mundial en el año 2010, se tenían contabilizadas mil millones de personas que viven con algún tipo de discapacidad, cerca del 15% de la población.De ellas, casi 200 millones de personas experimentan dificultades considerables en su funcionamiento y en los años futuros, la discapacidad será un motivo de preocupación aún mayor, pues su prevalencia está aumentando. [1]

 

Lo anterior se debe a que la población está envejeciendo y el riesgo de discapacidad es superior entre las personas adultas mayores, y también al aumento mundial de enfermedades crónicas degenerativas tales como la diabetes, las enfermedades cardiovasculares, el cáncer y los trastornos de la salud mental.

En el caso de nuestro país, el índice de discapacidad aumenta debido al contexto social, derivado de la guerra contra la delincuencia organizada, que a su paso ha dejado a una cantidad considerable de familias con al menos un integrante con algún tipo y grado de discapacidad.

En México al año 2012, la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares  (ENIGH 2012) reporta que el 6.6% de la población del país tiene algún tipo de discapacidad.

 

Estimaciones del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (CONEVAL), realizadas con base en el Módulo de Condiciones Socioeconómicas de la Encuesta de Ingresos y Gastos de los Hogares (ENIGH-2012), la población con discapacidad en situación de pobreza extrema se redujo de 13.9% (2010) a 12.7% (2012), cerca de 0.9 millones de personas; y la población con discapacidad en

situación de pobreza moderada aumentó de 36.3% (2010) a 38.5% (2012), alrededor de 2.9 millones de personas.

Las estimaciones de CONEVAL, indican que 5.7 millones de personas con discapacidad, presentan al menos una carencia social, 2.1 millones presentan al menos tres carencias sociales, 3.8 millones presentan rezago educativo, 1.3 millones presentan carencia por acceso a los servicios de salud, 3.1 millones carencia por acceso a la seguridad social, 0.8 millones carencia por calidad y espacios en la vivienda, 1.7 millones carencia por acceso a los servicios básicos en la vivienda, y 2.2 millones carencia por acceso a la alimentación. 1.7 millones de personas con discapacidad viven con un ingreso inferior a la línea de bienestar mínimo y 3.9 millones viven con un ingreso inferior a la línea de bienestar.

La Encuesta Mundial de Salud,estima que 785 millones de personas (15.6%) de 15 años y más viven con una discapacidad; el estudio sobre la Carga Mundial de Morbilidad[2]estima una cifra próxima a los 975 millones (19.4%).

La misma Encuesta[3]indica que la prevalencia de la discapacidad es mayor en los países de bajos ingresos, que en los de mayores ingresos; las personas en el quintil más pobre, las mujeres y las personas adultas mayores también presentan una mayor prevalencia de la discapacidad; las personas con pocos ingresos, sin trabajo o con poca formación académica tienen mayor riesgo de discapacidad; la Encuesta revela que las niñas y niños de las familias más pobres y los que pertenecen a grupos étnicos minoritarios presentan un riesgo significativamente mayor de discapacidad que las demás niñas y niños.

Las condiciones y factores a nivel de salud y sociales son aspectos fundamentales para poder entender la discapacidad; hacer una análisis que a veces puede parecer inextricable sobre este concepto o definición, permite contar con mayores elementos que permitan obtener una vista panorámica cuando hablamos de discapacidad.

Es menester visibilizar a las personas con discapacidad, así como implementar las políticas públicas transversales que les permitan desenvolverse en un medio accesible, con inclusión integral que les garanticen el pleno ejercicio de sus derechos.

Una de las barreras que impiden su libre desarrollo, son las relacionadas al entorno físico, es decir la infraestructura arquitectónica, así como el transporte ya sea terrestre, aéreo y marítimo que limita su derecho de inclusión social.

En este sentido la accesibilidad es un derecho universal establecido en la Convención sobre los Derechos de Las Personas con Discapacidad, éste último es el tratado internacional en materia de derechos humanos de las personas con discapacidad (PCD) más importante del siglo XXI, que México reconoce en su carta magna a partir de la reforma constitucional del 11 de junio de 2011.

Un entorno físico o social, accesible, sin discriminación y basado en el diseño universal, es todo espacio donde una persona con discapacidad y de la tercera edad, necesita desplazarse, ya sea en sistemas de transporte, en todo tipo de instalaciones públicas o privadas, llegando hasta las tecnologías de la información y comunicación.

Las cualidades y características del diseño universal, facilitan que las condiciones de vida se eleven y puedan alcanzar una mejor calidad de vida.

La accesibilidad nos permitirá contar con un entorno incluyente, entendiéndolo como la serie de elementos que  posibiliten el ingreso, permanencia y movilización de manera independiente en todo el país, bajo condiciones de seguridad, autonomía, tranquilidad y respeto, eliminando el trato hostil en los distintos aspectos de la vida social, en aras de alcanzar un México más justo, democrático y solidario.

Es bien sabido que gran porcentaje de las familias que cuentan con algún integrante con discapacidad, se encuentran dentro de la población en situación de pobreza, es decir, la discapacidad causa pobreza y la pobreza causa discapacidad; ésta proposición permite identificar las líneas de acción y programas que impactarían de manera directa a este sector, propiciando una mejor calidad de vida, inclusión e interacción en sociedad.

Visibilizar a las personas con discapacidad conlleva a un ejercicio diario de sensibilidad, mejor trato y respeto a éste sector.

Contar con un marco jurídico amplio e incluyente que dé respuesta a las necesidades de éste sector de la población que va en aumento, permitirá implementar una genuina política de Estado en materia de discapacidad.

En este sentido la presente iniciativa responde a una de las demandas y derechos de las personas con discapacidad, que van ligados a los conceptos de accesibilidad, entorno incluyente y el diseño universal, pero que sobre todo es menester garantizar: las tarifas y servicios preferenciales a las personas con discapacidad en los medios de transporte, ya sea terrestre, marítimo, aéreo, nacional e internacional.

Es de reconocer que actualmente en el caso de los Aeropuertos y Aerolíneas, se han esforzado por ofrecer servicios e instalaciones que cubran las necesidades de las personas con discapacidad.

Empero es necesario capacitar al personal para que cuenten con las herramientas de sensibilización en cuanto al servicio preferencial y  trato, así como poder acceder a los beneficios y garantizar las tarifas preferenciales cuando de transporte de todo tipo se trata.

FUNDAMENTO LEGAL

La presente Iniciativa se presenta con fundamento en lo dispuesto en los artículos 71, fracción II de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, y 77 y 78 del Reglamento de la Cámara de Diputados.

Por lo anteriormente fundado y expuesto, sometemos a la consideración de esta H. Cámara de diputados el siguiente proyectoDE DECRETO POR EL QUE SE ADICIONA LA FRACCIÓN VI AL ARTÍCULO 19 DE LA LEY GENERAL PARA LA INCLUSIÓN DE LAS PERSONAS CON DISCAPACIDAD.

Artículo Primero. Se adiciona la fracción VI al artículo 19 de la Ley General para la Inclusión de las Personas con Discapacidad.

Artículo 19. La Secretaría de Comunicaciones y Transportes…..:

I-V.

 

VI. Garantizar los convenios que se establezcan con aerolíneas, empresas de transporte terrestre y marítimo, nacional e internacional, para que cumplan con las tarifas y servicios preferenciales a las personas con discapacidad.

 

 

TRANSITORIO

 

ÚNICO. El presente decreto entrará en vigor  al día siguiente al de su publicación.

 

 

 

 

Dado en H. Cámara de Senadores, a los 3 días del mes de Julio de 2014.

 

 

 

DIPUTADO RICARDO MEJÍA BERDEJA



[1] Informe Mundial sobre la Discapacidad. Organización Mundial de la Salud. Banco Mundial 2011.

[2] Ibíd.

[3] “World Health Survey”. Geneva, World Health Organization, 2002–2004 (http://www.who.int/healthinfo/survey/en/, accessed 9 December 2009)