*Informe Chavarría enviado al Congreso, una tomadura de pelo.

*97 de cada 100 delitos permanecen impunes.

Chilpancingo, Guerrero a 23 de agosto de 2017.- Es una burla, una tomadura de pelo el “informe” que enviara el Fiscal General del Estado a la oficina de la presidenta de la Junta de Coordinación Política, calificó Ricardo Mejía Berdeja durante la sesión de este día en el Congreso local.

Ricardo Mejía Berdeja recordó que fue el propio Javier Olea Peláez quien, por iniciativa propia, se comprometió con el Poder Legislativo a entregar un informe en el cual esta legislatura conocería quienes eran los responsables del homicidio de Armando Chavarría Barrera.  “El informe es mucho ruido y pocas nueces, en un plazo que él solito se impuso y no cumplió” además, indicó el diputado, nadie le pidió que revelara el contenido de las investigaciones, fue su propia iniciativa y ni consigo mismo cumplió”.

“Tres cuartillas y un párrafo es el contenido en donde solo relata, desde su perspectiva, el actuar de los antecesores en su cargo, y remite que son varios los responsables sin precisar más detalles a los que él se comprometió durante su comparecencia del pasado 26 de junio” reveló en tribuna el Coordinador de los diputados de Movimiento Ciudadano.

No permitiremos que el paso del tiempo borre cualquier delito o crimen, no más impunidad, por ello, Javier Olea debe ser sometido a juicio político y relevado del cargo enfatizó Mejía Berdeja.

Agregó que el informe en cuestión se aportará como un elemento más al juicio político que dijo, ya está radicado en la comisión de examen previo. “El Congreso no puede ser tapadera de nadie y para ello, hay mecanismos constitucionales que permiten relevar del cargo a los funcionarios que no cumplen” dijo.

Concluyó diciendo que el principal pasivo del Estado es la violencia y la inseguridad y advirtió que, la impunidad genera más violencia y que se convierte en una invitación abierta a delinquir porque no hay consecuencias.