Acapulco, Guerrero a 7 de julio de 2017.- Con relación a los reprobables hechos en donde la madrugada de ayer en donde fueron asesinados 28 reclusos internados en el penal de Las Cruces de Acapulco; la primera exigencia que el diputado de Movimiento Ciudadano Ricardo Mejía Berdeja plantea es que se transparenten y se precisen los hechos, “que no haya lugar a dudas”.

Expresó además las condolencias a los familiares de las víctimas, y a nombre del Grupo Parlamentario de Movimiento Ciudadano dijo que se desea el pronto restablecimiento de los heridos. Esa es la posición que Movimiento Ciudadano y su dirigente Luis Walton, que los diputados refrendamos.

Pidió también, que la Comisión Nacional de los Derechos Humanos investigue las violaciones graves a los derechos humanos cometidos esa madrugada y recalcó en particular que, las autoridades estatales deben deslindar responsabilidades y conduzcan una investigación de altura y apegada en todo momento a derecho.

Mejía Berdeja sostuvo que, como parte de la agenda del Grupo Parlamentario en el Congreso local, la atención de la problemática de los centros penitenciarios ocupa un lugar prioritario, por ello, recordó que desde septiembre del año pasado, presentaron un acuerdo parlamentario a fin de exhortar al Ejecutivo Estatal y al Fiscal General para que dieran pleno cumplimento a las recomendaciones de la CNDH en donde quedaron de manifiesto las condiciones reprobables de los penales, las condiciones de tortura, tratos crueles e inhumanos además del autogobierno.

Se promovió y se aprobó el exhorto por la mayoría de los diputados integrantes de la legislatura, dijo el diputado, “se advirtió a tiempo de esto” reprochó.

“Creemos que es momento para Guerrero de que se aplique la ley sin distingo y con total contundencia, creemos que la situación de los penales es parte de la problemática de la seguridad y de la procuración de justicia”.

Invertir en seguridad no es un gasto, es una inversión social que se traduce en mejor economía que se traduce en un mejor ambiente social, hoy la gente tiene miedo, esta irritada, relató y dijo que para pacificar Acapulco y en general al Estado, se requiere tomar decisiones inmediatas en materia de seguridad pública.