PUNTO DE ACUERDO PARA EXHORTAR AL COMITÉ NACIONAL DE VIGILANCIA EPIDEMIOLÓGICA A SEGUIR LOS LINEAMIENTOS PARA LA EMISIÓN DE ALERTAS EPIDEMIOLÓGICAS EN LOS DIFERENTES NIVELES TÉCNICO-ADMINISTRATIVOS RESPECTO AL CRECIENTE NÚMERO DE CASOS Y FALLECIMIENTOS A CAUSA DEL VIRUS DE LA INFLUENZA EN EL PAÍS.

 

­­­­­­­­­­­­­­­­­­­­­­­­­­Ricardo Mejía Berdeja y Ricardo Monreal Ávila, diputados integrantes de la LXII Legislatura del Congreso de la Unión y del Grupo Parlamentario de Movimiento Ciudadano, con fundamento en lo dispuesto por los artículos 6, fracción I y 79, numeral 2, fracción II del Reglamento de la Cámara de Diputados, presentan ante la Comisión Permanente, el presente Punto de Acuerdo conforme a la siguiente.

EXPOSICIÓN DE MOTIVOS

Entre el 1 y el 16 de enero del presente año se registraron 556 casos de la enfermedad, de los cuales 32 fueron mortales. En el mismo periodo de 2013, las cifras fueron de 270 contagios y seis decesos,[1] de igual forma según datos de la Secretaría de Salud (Ssa), hasta el 31 de diciembre de 2013 murieron 69 personas por influenza AH1N1 y se contabilizaron un total de mil 8 casos.[2]

Sin embargo, en la última semana la Ssa ha confirmado 961 nuevos casos, casi 180 por ciento más que el reporte anterior del 16 de enero, con lo que el registro nacional acumula en lo que va del año mil 517 enfermos. [3]

Del primero al 23 de enero de 2014 se tienen mil 517 casos confirmados (mil 261 por influenza AH1N1, 183 por influenza A, 59 por AH3N2, 14 por influenza B) y 135 defunciones, (123 por influenza AH1N1, 10 por influenza A, una por influenza B y una por influenza AH3N2).[4]

Asimismo, la Ssa dio a conocer que este brote de casos representa el 18 por ciento de las infecciones respiratorias agudas graves de las reportadas por las instituciones del Sistema Nacional de Salud; a la par de que son nueve los estados en donde se registra una mayor presencia del número de pacientes: San Luis Potosí (250), Jalisco (219), Nuevo León (109), Distrito Federal (104), Aguascalientes (101), Hidalgo (92), estado de México (91), Zacatecas (75) y Guanajuato (73).

Aunado a ello la Ssa informó que espera que se den todavía de tres a cinco semanas más de aumentos en los casos y fallecimientos de influenza, por lo que puso en alerta 583 unidades centinelas en centros hospitalarios de primero, segundo y tercer nivel;[5] a la par ha reiterado que el incremento considerable en el número de casos entre un reporte y otro es causado por el tiempo que tardan los estados en procesar las muestras para corroborar si hay presencia del virus en el paciente.

Esta semana, Baja California reportó el mayor número de muertes; hasta el 17 de enero sólo se había registrado un fallecimiento, pero en tan sólo una semana se incrementaron a 21 los decesos por influenza, encabezando la lista nacional.[6]

El Distrito Federal, que le sigue por el número de muertes, informó de 13 defunciones (10 más); el mismo número que el estado de Jalisco; Hidalgo reportó 12 decesos; 10 en San Luis Potosí; Aguascalientes, con nueve casos; los mismos que el Estado de México; Michoacán, con nueve; Querétaro, con siete; Zacatecas, con siete; Sonora y Tlaxcala, con cuatro; Coahuila y Guanajuato, con tres, Chihuahua, con dos personas fallecidas; dos en Morelos, y Durango, Nuevo León, Oaxaca, Sinaloa, Tabasco, Tamaulipas y Yucatán han reportado un fallecimiento cada uno.[7]

Algunas de las medidas que se han tomado frente a este nuevo brote de influenza, son por ejemplo, la instalación de filtros sanitarios en planteles de educación básica, campañas de vacunación en lugares públicos, entre otras.

En dicho tenor, para la Organización Mundial de la Salud, una alerta epidemiológica es una noticia o comunicado de un evento epidemiológico inminente que representa daño a la salud de la población y/o de trascendencia social, frente al cual es necesario el desarrollo de acciones de salud inmediatas. [8]

El propósito de las alertas epidemiológicas, de acuerdo a dicho Organismo Mundial, es diseminar información sobre los últimos eventos de salud pública que se han identificado como riesgos a la salud, al comercio y/o a los viajes internacionales, es decir, emergencias de salud pública de preocupación internacional, de acuerdo con las provisiones del Reglamento Sanitario Internacional. La mayoría de dichos eventos se deben principalmente en orden de frecuencia a agentes infecciosos, químicos y físicos.[9]

La alerta epidemiológica, como una estrategia de salvaguardar la salud de las población tiene como su principal fundamento normativo lo citado en la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos que en su artículo 4° cita que: “Toda persona tiene derecho a la protección de la Salud. La Ley establecerá las bases y modalidades para el acceso de los servicios de salud y establecerá la concurrencia de la federación y las entidades federativas en materia de Salubridad General, conforme a lo que dispone la Fracción XVI del artículo 73 de esta Constitución”.[10]

Igualmente lo que en materia de protección a la salud de la población refieren los artículos 1°, 4°, 6°, 110, 181 y 182 de la Ley General de Salud; el artículo 32 Bis del Reglamento Interior de la Secretaría de Salud y lo describen los artículos 4.4, 7.5, 7.6, 8.1 y 13.1 de la Norma Oficial Mexicana NOM-017, SSA-2, 1994 para la vigilancia epidemiológica. A nivel internacional lo referido en los artículos 2° y 5° del Reglamento Sanitario Internacional.[11]

De tal forma que el Comité Nacional de Vigilancia Epidemiológica (CONAVE) distingue como Aviso: “Noticia o comunicado sobre algún evento epidemiológico que pueda representar algún riesgo potencial a la salud de la población y sobre el cual no es necesario ejecutar acciones inmediatas”, mientras que Alerta: “Comunicado de un evento epidemiológico que representa un daño inminente a la salud de la población y/o de trascendencias social, frente al cual es necesario ejecutar acciones de salud inmediatas y eficaces a fin de minimizar o contener su ocurrencia”.

Considerando como situaciones para emitir la alerta epidemiológica: La aparición súbita de riesgos que requieran intervención inmediata por representar potencial daño a la salud de la población. Puede considerarse cualquier evento que genere exposición humana a substancias tóxicas u otro agente o substancia; la ocurrencia de brotes, independientemente de su naturaleza o causa; de padecimientos transmisibles o no; la identificación de enfermedades de declaración obligatoria, como: casos de cólera, sarampión, fiebres hemorrágicas, poliomielitis, entre otras; enfermedades relacionadas con liberación intencional de agentes químicos o biológicos; padecimientos que sean de elevada trascendencia y vulnerabilidad a la salud de la población como influenza estacional o aviar; peste o fiebre amarilla; las que consideren los titulares de los comités de vigilancia epidemiológica en el ámbito estatal y nacional.

Sin embargo, a pesar del incremento en el número de casos y fallecimientos causados por este virus, la Ssa informó este domingo que no hay motivo para declarar una alerta epidemiológica por influenza AH1N1, aunque se espera un incremento de casos que podría ser similar o mayor al registrado en 2011 y 2012.[12]

A la par, el Subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud de la SSA, Pablo Kuri, explicó que para emitir una alerta de este tipo se deben cumplir tres criterios: que se detecte la circulación de un nuevo virus; que el número de consultas médicas por influenza y otras enfermedades respiratorias rebase el 20 por ciento del total de consultas prestadas en instituciones de salud; y que los casos positivos a influenza rebasen el 40 por ciento de las muestras que analizan los laboratorios del sistema sanitario. Según el funcionario, ninguna de las tres condiciones se ha presentado, como tampoco se ha disparado la demanda del fármaco para tratar este padecimiento.[13]

Es así que reconocemos la urgente necesidad de implementar las acciones pertinentes para controlar el incremento en el número de casos y fallecimientos por el virus de influenza en el país; por tales razones presentamos a esta Asamblea el siguiente resolutivo con

PUNTO DE ACUERDO

ÚNICO.- La H. Comisión Permanente exhorta al Comité Nacional de Vigilancia Epidemiológica a seguir los lineamientos para la Emisión de Alertas Epidemiológicas en los Diferentes Niveles Técnico-Administrativos respecto al creciente número de casos y fallecimientos a causa del virus de la influenza en el país.

Dado en el Palacio Legislativo de San Lázaro a los 29  días del mes de enero de 2014.


[1] Reforma, “Registran cada día 27 casos de AH1N1”, [en línea], México, Dirección URL: http://www.tedf.org.mx/sala_prensa/sintesis/sfs2014/ene/140118/140118_pp_reforma.pdf

[2] Animal Político, “Las muertes por influenza superan la mitad de las ocurridas en 2013”, [en línea], México, Dirección URL:  http://www.animalpolitico.com/2014/01/aumentan-muertes-por-influenza/#ixzz2rd2w9csG

[3] La Jornada “En el año se contabilizan 1,517 enfermos por virus de influenza”, [en línea], México, Dirección URL: http://www.jornada.unam.mx/2014/01/25/sociedad/031n1soc

[4] Ssa “Casos y defunciones confirmadas por influenza. México enero-diciembre 2009-2013”.

[5] El Universal “Activa Ssa operativo centinela por AH1N1”, [en línea], México, Dirección URL: http://www.eluniversal.com.mx/nacion-mexico/2014/activa-ssa-operativo-centinela-por-a-h1n1-982466.html

[6] El Universal “Influenza mata a más que en 2009”, [en línea], México, Dirección URL: http://www.eluniversal.com.mx/nacion-mexico/2014/influenza-mata-a-mas-que-en-2009–982284.html

[7] Ídem.

[9] Ídem.

[10] Ídem.

[11] Ídem.

[12] CNN México, “La Secretaría de Salud descarta declarar alerta por influenza AH1N1”, [en línea], México, Dirección URL: http://mexico.cnn.com/nacional/2014/01/26/la-secretaria-de-salud-descarta-declarar-alerta-por-influenza-ah1n1

[13] Animal Político, “1,500 casos de influenza, el doble de muertes que en 2013… y Salud rechaza emitir alerta”, [en línea], México, Dirección URL: http://www.animalpolitico.com/2014/01/1500-casos-de-influenza-el-doble-de-muertes-que-en-2013-y-salud-rechaza-emitir-alerta/#ixzz2rd8EMWE5