Con punto de acuerdo, por el que se exhorta a los titulares de Pemex y de la PGR a investigar el posible caso de corrupción relacionado con Representaciones y Distribuciones Eyva, SA de CV, a cargo de Ricardo Mejía Berdeja y suscrita por Ricardo Monreal Ávila,

diputados del Grupo Parlamentario de Movimiento Ciudadano

Los diputados Ricardo Mejía Berdeja y Ricardo Monreal Ávila, integrantes del Grupo Parlamentario de Movimiento Ciudadano de la LXII Legislatura del honorable Congreso de la Unión, con fundamento en lo dispuesto en el artículo 6, numeral 1, fracción I; 79, numeral 1, fracción II, del Reglamento de la Cámara de Diputados, presentan a esta soberanía la siguiente proposición con punto de acuerdo, al tenor de las siguientes

Consideraciones

La Subdirección de Exploración y Producción de Petróleos Mexicanos (Pemex) ha jugado el papel más importante de la paraestatal en los últimos meses. Bajo esta Subdirección, en los últimos 12 años la dependencia asignó un total de 111 contratos por 38 mil millones de pesos en el ya famoso caso Oceanografía.

En 12 años, la empresa naviera —señalada de tejer una red de favoritismo vinculada a las élites panistas durante los sexenios de Vicente Fox y Felipe Calderón— floreció y se convirtió en una de las más importantes del mundo en servicios marítimos gracias a los contratos firmados con Pemex Exploración y Producción (PEP).

La Auditoría Superior de la Federación (ASF) identificó, desde 2004, las irregularidades de la empresa con sede en Campeche, como el retraso en la entrega de obras, sobrecostos en los proyectos y anomalías en las licitaciones para favorecerlas.

Por su parte, la Secretaría de la Función Pública alertó en varias ocasiones sobre la fallas del corporativo, incluso, en conjunto con la ASF le decretaron una multa de 405 millones de pesos por daños y perjuicios causados a la paraestatal por el retraso de obras. Sin embargo nada pasó y la firma siguió obteniendo contratos de Pemex.

Para que Oceanografía recibiera contratos durante ocho años, a pesar de los señalamientos de los entes fiscalizadores, hubo cuatro personas clave: altos funcionarios de Exploración y Producción que palomearon los contratos y tuvieron como principal operador a Manuel de Jesús Alegría Constantino, quien todavía aparece en la nómina de la paraestatal.

Ahora sabemos, gracias al trabajo periodístico de varios medios de comunicación, que los principales involucrados en la otorgación de contratos son los ex directores de PEP, Luis Ramírez Corzo y Carlos Morales Gil, quienes desde sus inicios perdonaron la multa de 405 millones1 y avalaron la modificación de licitaciones a favor de Oceanografía.

Durante el primer tramo del sexenio de Vicente Fox, Luis Ramírez Corso estuvo al frente de Exploración y Producción (2001-2004), periodo en el cual Oceanografía firmó 29 contratos por un monto superior a los 3 mil 200 millones de pesos.

Carlos Morales Gil llegó a PEP en 2005, en sustitución de Ramírez Corzo. En los siete años que estuvo al frente del organismo subsidiario de Petróleos Mexicanos, Oceanografía tuvo sus mayores ganancias, al adjudicarse 82 contratos por más de 35 mil millones pesos, todos avalados por el alto funcionario.

Morales Gil renunció a Exploración y Producción el 7 de febrero, apenas cinco días antes de que el escándalo de Oceanografía se desatara, cuando el 12 del mismo mes la Secretaría de la Función Pública la inhabilitara y, posteriormente fuera señalada de un presunto fraude contra Banamex por 235 millones de dólares.2

Es importante mencionar que desde la cúpula de Exploración y Producción se autorizaron estos 111 contratos, sin embargo, Oceanografía obtuvo recursos por más del 85 por ciento del total de sus licitaciones con la paraestatal.

Otra de las áreas que entregó las licitaciones más jugosas a la empresa de Amado Yáñez es la Subdirección de Mantenimiento y Logística de PEP, dirigida desde 2009 por Mario Alberto Ávila, ex candidato a la gubernatura de Campeche y cercano a Juan Camilo Mouriño, ex titular de Gobernación con Felipe Calderón, quien falleciera en un accidente aéreo en 2008.

Durante su estancia como alto funcionario de Petróleos Mexicanos, otra empresa fue beneficiadas con contratos millonarios: Representaciones y Distribuciones Evya.

De acuerdo con denuncias registradas en el Órgano de Control Interno de la paraestatal, también hay acusaciones contra esta compañía.

A esta empresa se le atribuyen concesiones por al menos 2 mil 757 millones con Pemex obtenidas durante las administraciones de Vicente Fox Quesada y Felipe Calderón Hinojosa.3

Si bien es cierto que el tema Oceanografía ha sido reservado en su mayoría, esta arista debe ser considerada como independiente, pues generaría otro caso de corrupción al interior de la paraestatal, que hasta ahora no ha sido atendido.

Por lo antes expuesto y fundado, sometemos a su consideración el siguiente

Punto de Acuerdo

La honorable Cámara de Diputados del Congreso de la Unión:

Primero. Exhorta al titular de Petróleos Mexicanos, Emilio Lozoya Austin, a que en el ámbito de sus atribuciones, realice una investigación imparcial relacionada con las concesiones otorgadas a la empresa Representaciones y Distribuciones Evya, SA de CV, por al menos 2 mil 757 millones obtenidas durante las administraciones de Vicente Fox Quesada y Felipe Calderón Hinojosa.

Segundo. Exhorta al titular de la Procuraduría General de la República, Jesús Murillo Karam, a que en el ámbito de sus atribuciones, realice una investigación imparcial y aplique las sanciones correspondientes, relacionadas con las concesiones otorgadas por Petróleos Mexicanos a la empresa Representaciones y Distribuciones Evya, SA de CV, por al menos 2 mil 757 millones, durante las administraciones de Vicente Fox Quesada y Felipe Calderón Hinojosa.

Notas

1 http://www.adnpolitico.com/gobierno/2014/03/06/pemex-ignoro-alertas-sob re-irregularidades-de-oceanografia

2 http://www.excelsior.com.mx/nacional/2014/03/01/946232

3 http://www.am.com.mx/notareforma/24736

Palacio Legislativo de San Lázaro, a 03 de abril de 2014

(rúbrica)